24 oct. 2008

Encuentros

Aquella mañana había cambiado de rumbo, en un intento de romper la rutina giró en la esquina que no era, y tomó un camino que nunca había explorado de aquella ciudad. Caminó con paso altivo por una calle estrecha, pegada a la autovía en dirección a Madrid, ausente a la cola de inmigrantes que se apostaban con papeles en mano frente a Extranjería.

No pensaba, solo caminaba, dejando que la suave brisa mediterránea barriese de un plumazo cada nota de la lista de tareas mentales, que había inscrito al levantarse por la mañana en su memoria. Se encaminó hacía la gran nave industrial dejándose llevar por los colores vivos de la fachada.

Entró, exploró con un vistazo el gran almacén y se acercó a la dependienta, para preguntarla donde podía encontrar serrín para jaulas y comida para conejos enanos. Con un tono de voz mediático la indicó la sección. Así que se limitó a ir en paso recto hasta la estantería, coger el producto echando un vistazo a los precios y pasar casi sin mirar al lado de las jaulas de los cachorros, que lloriqueaban a su paso. Pues bien sabía que si se giraba la pena engendraría el deseo y terminaría por llevarse uno de aquellos bebés peludos a casa.

Salió y volvió sobre sus pasos hasta cruzarse con el puente metálico que sobrevolaba la autopista, ascendió menuda hasta quedarse en medio de la nada, sobre el caminar constante de coches y camiones que pasaban bajo sus pies a velocidad sospechosamente alta. Varada pero con rumbo, perdió la vista en las enlazadas urbanizaciones que se alzaban a lo lejos, hasta distinguir una figura oscura que se acercaba hacía ella.

Lo observó paciente, sin motivo alguno que la llevase a perderse en su gabardina de cuero oscuro con olor acre, piel aterciopelada de ébano, caminaba sereno, seguro de si mismo mirando al frente, y ella hubiese jurado que no la vio. Más ella en realidad no lo miraba, solo, se limitaba a quedarse anclada, con la extraña sensación de espera inesperada.

Como una señal del destino, aquel hombre pasó a su lado para dejar caer una frase incoherente para muchos, respuesta esperada desde hacía tiempo por ella.

-Has tenido alguien en tu vida que te ha querido mucho, más de lo que tú imaginas, y él te reconocería.

¿Puede pararse el corazón?,¿quizás el tiempo? Por qué en aquel instante ambos entraron en el mismo universo de coincidencias metafísicas, respuestas ancladas en un pasado que no la dejaba desde hace días conciliar el sueño. Respuestas que llegaban de desconocidos transeúntes en el día exacto, la hora propicia, el momento adecuado.

El extraño marchó, y ella, sola ante el mundo se limitó a responderse a si misma.

-Lo se, aunque no lo creas siempre lo he sabido.

Al llegar a casa quizás advirtieron los presentes que una sonrisa iluminaba su rostro, puede que la tranquilidad formase parte del equilibrio de quién encontró lo que buscaba. Aún así, bien sabemos que ella hace días que terminó por cerrar aquella caja, el baúl de los recuerdos. Necesario para comenzar de nuevo, por eso abrió despacio el último capítulo escribiendo “FIN” a la historia, para más tarde cerrar la maleta de su nueva vida y encaminarse rumbo a la puerta con un billete de tren en la mano de ida...pero sin vuelta exacta.

De fondo, tan solo, se escuchó un portazo mientras las llaves cerraban la vida de aquella casa…aunque ella volvería en quince días, en aquel momento supo que ya no sería lo mismo, que las cajas repletas esperaban la mudanza y que pronto, el estudio con vistas a la playa tan solo sería un capítulo más, de esa novela que ella llamaba vida.

Iraunsugue Eternia

Fotografía-De un camino sin retorno, Alicante Octubre 2008 (Rodaje de Misantropía)

12 Atravesaron la realidad:

Marcos dijo...

Felicidades por tu colaboración en la revista MasAlacant!!!
Un saludo.

JuanMa dijo...

Las respuestas llegan a veces de dónde menos las esperamos...

Aunque esa respuesta ya estaba probablemente dentro de ti.

Besos mirando adelante y vuelos en línea recta sin mirar atrás.

ALMAGRISS dijo...

Pasando página ¿eh niña? No mires atrás, y si lo haces, que sea para sonreir nostálgica...
Besazos

CaminanteDeNoche dijo...

Una respuesta a destiempo? A veces las respuestas llegan tarde, o demasiado pronto¡¡¡¡

Pero da igual si has cerrado el baúl para abrir otro nuevo. Enhorabuena y que lo llenes de cosas maravillosas.

Besos

JoseVi dijo...

Me ha encantado es precioso. Me he identificado con lo de la tienda de los animales, cada vez que voy a por comida para la ardilla o serrin o comida para el hamster siempre me quedo mirando algun perrito o cualquier animal que me llame la atencion. A mi ardilla un dia le di un trozo de corteza de pino que encontre en el barranco junto a mi casa. Lo lave con agua y lo meti dentro de la jaula, se lo pasa pipa destrozandolo, por lo menos ya no destroza la casa de madera que vale 3€ XD.

Me ha encantado la historia y espero que no te pase nada malo :) animo y al frente, la vida da mil cambios.

Un fuerte abrazo de un cruzado del tercio de alicante XD

JoseVi dijo...

tercio de alicante es porque la sala se llama tercio viejo ya se que los tercios eran del siglo XVI y XVII XD

Hasta pronto

AdR dijo...

A veces de una respuesta se sacan varias, esa novela llamada vida está llena de billetes que van y no vuelven, o que se quedan en los bolsillos, así como escribes, como a destiempo de todas las cosas.

Besos.

Iraunsugue_Eternia dijo...

MARCOS: Muchas gracias, a ver si me hacéis hueco en la vuestra. Saludos!!!

JUANMA: Desde luego la vida manda respuestas, solo hay que estar atento…aunque probablemente como bien dices ya estén en nuestro interior.

Besos sin mirar atrás y vuelos en línea recta.

ALMAGRISS: Si si tranquila, solo fue una rayada supongo…que venia siguiéndome desde hacía días, pero ya pasó.

Besazos y un axuxón.

CAMINANTE: A veces las personas llegan en mal momento y otras demasiado pronto…o eso nos gusta creer, como las respuestas. Intentemos que no se abran ya viejos baúles.

Besazos.

JOSEVI: jejeje y no nos gustan los bichos, yo ando ahora detrás de un perrito, pero tengo que convencer al socio que está reacio, ya se andará, todo se andará jejeje Pues mira que llevo tiempo en Alicante y aún no conocía esta tienda, ¡joer ahora que me voy! Besazos terciarios.

ADR: Los destiempos, vivimos inmersos en ellos, minutos que pasan sin darnos cuenta, otros que quedan fugaces, algunos que nunca llegan…siempre hay varias respuestas para todo, como caminos con sus diversas bifurcaciones.

Un beso.

ARCDANTE dijo...

joer realmente te admiro, la facilidad q tienes para enlazar palabras y convertilo en textos fluidos y amenos y lo que me cuesta a mi escribir dos frases seguidasXD,
por cierto si váis al salo avisadme yo iré jueves y seguramente viernes y domingo, pero bueno si no estoy alli dadme un toque que os puedo pasar una pulserita y asi no téneis que pagar entradaXD
nus vemos besicos

Iraunsugue_Eternia dijo...

ARCDANTE: Aaron jajaja supongo que la nauraleza nos dotó a cada uno con un arte, el mío escribir, el tuyo dibujar. Al final entre cenas y comidas con la familia no hemos podido ir :( así que me quedo con las ganas para otro año, pero si te vas enterando de cosillas avisame.

Besicos y merci.

haThus dijo...

Te preguntarás que hago leyendo en tu blog... o más bien respondiendo a algunos de tus post. Como te dije desde hace un tiempo te leo por las mañanas cuando llego antes al trabajo despues de ir al gimnasio, pero tengo mucho por leer e interpretar y mucho más que aprender de lo que tu me has ido mostrando aquí y yo no he querido ver. Ahora tengo tiempo para leerte y aprender.

Besos desde la otra mejilla.

Iraunsugue_Eternia dijo...

HATHUS: Hace tiempo que dejé de refugiarme en este lugar, llámalo miedo, desidia o desesperanza. Igualmente siempre fuiste el mejor de mis lectores y un gran intérprete de mis textos. Me hace sentir más cálida si te siento cerca de mis letras.

Besos en las comisuras.