26 ene. 2009

Tormenta de ideas en días soleados

Sepia…

…maderas que cubren locales con olor a café recién hecho, leche que bulle, tazas blancas tiznadas de negro…ocre.

Y el mar embravecido muge cercano, las olas fluyen en la mente de quien las observa, las ideas nacen en cada empuje.

Delicada juguetea con los dedos sobre la mesa, música de fondo…cambio de plano, rojo y blanco…

Las musas se recrean en la orilla bebiendo la sal de las palabras, imágenes sin nostalgia, todo se tiñe en colores variados…blanco y rojo, paraguas y mimos.

Acordes lejanos resuenan en su mente, pisadas que se alejan en el horizonte, la arena se hunde.

Espera, mira a la puerta expectante, sonríe en una nueva secuencia y el muchacho pedalea por las calles abarrotadas de gente, huele a café, siempre café.

Realidades, canturrea, siente un abrazo protector que la cubre y la mece bajo el sol de Enero.

-¿En qué piensas?

-En el proyecto.

El sol incide sobre sus ojos, verde opaco, limpio mundo de sonrisas…eso es, sonrisas, finales, mimos, parques, calles, café, colores, sepia de nuevo, torbellino de imágenes y el perro ladra de fondo.

Tres finales a escoger, según el gusto del consumidor, cortado o con la leche fría…mejor del tiempo. Y a lo lejos el castillo se sume en la caricia del viento, acantilados mortales donde grazna el mar, las gaviotas sobrevuelan la cosa, pueblos blancos.

Más cánticos…legamos al final…tres finales, si eso es.

La puerta de la cafetería se abre, él entra, pero…¿quién espera en la mesa? Aquella muchacha en sepia…esperado, final esperado…cambia los tornos, ¿otro muchacho?

Fotos de lejos, otras cercanas, arena blanca…transparente su mente, las musas vuelven.

Un objeto sobre la mesa, algo diferente, giro en la historia, última secuencia, un único plano y la margarita sostenida sobre un café en plato.

-Lo tengo –suspira hablando con la mar.

Iraunsugue Eternia

Fotografía-Tossa (Girona) Enero 2009

7 Atravesaron la realidad:

CaminanteDeNoche dijo...

Mmmm, el aroma a café recién hecho, que maravilla...
Y el mar embravecido, las tormentas, todo un placer para los sentidos, mientras se esté lejos y no nos causen daño.

Si es que el viento trae muchas cosas, entre ellas los aromas más variado, los mares furiosos...y las Musas.

Besos, ya tienes el perro y las Musas, enhorabuena.

CaminanteDeNoche dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
ALMAGRISS dijo...

Ay niña, que cada vez profundizas más en las almas de tus lectores. Enhorabuena por este escrito tan tuyo y tan mío. Café. Café. Mmmmm...
Un besazo

Iraunsugue_Eternia dijo...

CAMINANTE Y ALMAGRISS: Se me ha olvidado poner un comentario después del post, porque al volver a leerlo pensé que seguramente la gente no comprendería mucho. “Sus” explico, me han pedido que haga el guión para un videoclip, y sinceramente no sabía por donde cogerlo, me he pasado días dándole vuelta a las ideas, hasta que al final el domingo cuando llegué a esa playa comenzaron a surgir de nuevo y formarse imágenes.

Gracias por seguir leyéndome, por estar ahí y por compartir este “café”, espero que podáis ver pronto los resultados.

Un besazo chicas.

JuanMa dijo...

Esa sensación cuando, después de todo el torbellino, finalmente lo tienes...

Un beso con talento y rugidos cinematográficos.

Iraunsugue_Eternia dijo...

JUANMA: Sí, es lo que tienen las musas que las gusta esconderse en las emociones fuertes…

Besos de tinta y rugidos artísticos

haThus dijo...

Mal momento para leer esto, el café todavía es como una droga que necesito, y sobretodo a estas horas... uffff!!! De todas maneras, me gusta tu tormenta de ideas, si todavía bebiera café, ahora me tomaría uno,jajaja.

Abrazos "des-cafeinados"